miércoles, 3 de marzo de 2010

Un minuto de silencio (para la Justicia que está muerta)

(Diario Resumen, 03/03/2010) Hace un año, en marzo de 2009, el fiscal general de San Isidro, Julio Novo, desplazaba de su cargo a la Fiscal María del Carmen Gigante, acusándola de haber puesto en libertad a un violador.

No hace falta aclarar que yo, como cualquier persona de bien, quiero y trabajo para que haya Justicia. Siempre. De modo que en absoluto cuestiono la legalidad del despido.

Pero sucede que Gigante era la misma fiscal que, estando en 2007 en funciones en Pilar, tuvo a su cargo la instrucción de la causa de Florencia Meza, la niña que murió aplastada por una hamaca, en una plaza de Derqui a la que el Gobierno de Zúccaro no mantenía; buscando información del hecho, encontré que se decía: "La titular de la fiscalía número 2 de Pilar, María del Carmen Gigante, que investiga el hecho, confirmó que los juegos no se encontraban en condiciones. "El material estaba totalmente desgastado, dos de las patas (de la hamaca) estaban en el aire, sin ningún tipo de sustento y las otras dos estaban encastradas en un caño y sostenidas con cal", según la explicación de la Dra. Gigante que aun puede leerse en un portal del Ministerio de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires.
(http://www.prensa.mseg.gba.gov.ar/notacompleta.aspx?id=3774)

La semana en la que falleció Florencia, le presenté a la fiscal Gigante una denuncia contra Humberto Zúccaro por malversación de caudales e incumplimiento de los deberes de funcionario público, y abuso de autoridad, porque se supo que nuestro Intendente utilizaba a la cuadrilla de la Dirección de Espacios Verdes para hacerse cortar el pasto de la quinta que tiene en Villa Rosa (como De la Rua).

Nadie ignoraba que la Dirección de Espacios Verdes, por entonces encabezada por Eduardo Olleac, debió haber mantenido en condiciones todas las plazas, incluida la que murió Florencia. Así también se había manifestado unos días antes del juicio Roberto Damboriana, abogado de la mamá de Florencia. Pero incomprensiblemente, durante el juicio, Damboriana pidió la absolución de Olleac, cosa que finalmente ocurrió.

Mi preocupación, desde ya, no es que Eduardo Olleac haya sido absuelto. Es la posibilidad que un crimen quede impune porque los imputados, o sus superiores jerárquicos, a veces tienen la llave para poner y sacar jueces de sus despachos.

“Tanto la defensa como yo coincidimos que Olleac no tenía responsabilidad, y yo también pedí la absolución. En el momento del accidente había tres chicos subidos a la hamaca, lo que desencadenó la tragedia”, explicó Damboriana. Y agregó que las pericias demostraron que “el peso de esos chicos hizo que la estructura no soportara y cediera. Es decir, que es culpa de un tercero” ... ¿Pero cómo? ¿no había quedado probado que la hamaca tenía 2 patas en el aire, pero que no se podían ver porque el pasto era demasiado alto como para permitirlo?

Gigante sólo pudo investigar mi denuncia contra el Intendente durante muy pocos días, porque antes que se diera cuenta, había sido "trasladada" de la fiscalía de Pilar a la de Tigre, teniendo que abandonar "la causa de la hamaca... (que) hasta que no me la saquen, yo sigo trabajando...".

Como el lector podrá suponer, hoy, marzo de 2010, la causa está cerrada. Dicen que la mamá arregló por algo de dinero. Dicen que el papá aceptó un trabajo que antes no tenía. Nadie fue preso. Florencia tenía 7 años. Y falleció jugando en una hamaca de Pilar.

Copia de la denuncia penal presentada contra humberto Zúccaro

2 comentarios:

Villa Rosa dijo...

La ultima parte de la nota, me suana a un hecho repetido, y al parecer es al muy común en la zona, y te cuento el porque.
Una señorade nombre Adriana, que trabaja en una remiseria de coordinadora en la localidad de Villa Rosa, tubo un inconveniente con una hija de 14 años que habia tenido un hijo prematuro, al parecer murio por malapraxis , el recien nacido y según escuché tambien le habian ofrecido empleos y dinero en efectivo, casualmente la remiseria es del actual director de cementerios del municipio, de golpe agarró una dirección, y antes lo habian echado de la delegación de Astolfi, es como para pensar ¿no?

Gabriel Lagomarsino dijo...

Villa Rosa, gracias por tu comentario; te agradezco que participes. Involucrarnoshará la diferencia entre nuestra realidad, y la que deseamos alcanzar, más justa, con una calidad de vida digna, con oportunidades para todos.
Y no ejes de aprovechar la aplicación que está al inicio de este blog: allí, tu denuncia no pasa desapercibida, y así los problemas pueden solucionarse.